FORMANDO EMPRENDEDORES DESDE PRIMARIA HASTA LA UNIVERSIDAD

 

Los contenidos de los programas de Junior Achievement complementan los del currículo escolar, con actividades basadas en la metodología "aprender haciendo". 

Para ello hemos desarrollado un completo plan educativo que abarca todas las etapas, desde los 7 a los 25 años, desarrollando entre los estudiantes competencias y habilidades clave que fomenten su empleabilidad en el futuro. 

De esta manera Junior Achievement propone SOLUCIONES PROFUNDAS y a largo plazo. Un camino en el cual moviliza a los jóvenes y a la sociedad para la consecución de  dos retos fundamentales del entorno educativo español:

 

  • REDUCIR LA TASA DE ABANDONO ESCOLAR
  • REDUCIR LA RATIO DE DESEMPLEO JUVENIL

 

La temática de los mismos gira en torno a tres pilares básicos:

 

  1. Iniciación a la vida laboral
  2. Formación Emprendedora
  3. Educación Financiera

 

Todos los programas transmiten a los alumnos la importancia de educarse, responsabilizarse por el propio destino y la propuesta de objetivos claros y realistas, fomentando el desarrollo de la inteligencia emprendedora.

El objetivo prioritario es favorecer tanto la empleabilidad como la creación de puestos de trabajo, impulsando la innovación en las economías locales, así como la prevención de fuga de talento.

Mediante una educación en valores, se fomenta en los alumnos el respeto hacia cuestiones sociales, medioambientales y éticas, ya que consideramos imprescidible que los jóvenes interioricen los conceptos socio-económicos de su entorno más próximo, así como la economía global que caracteriza a la sociedad actual.

De esta forma, los programas se adaptan a las características psicoevolutivas de la población a la que nos dirigimos. Por ejemplo, en primaria, con actividades ligadas a una variedad de materias (pensamiento concreto). En secundaria, al haber adquirido los alumnos la capacidad de pensamiento hipotético/abstracto, planteando programas de simulación, o de creación de su propia empresa.

 Los valores que rigen nuestra actividad son:

  • Creencia en el potencial ilimitado de los alumnos.
  • Pasión por lo que hacemos y honestidad, excelencia e integridad al hacerlo.
  • Respeto por el talento, la creatividad, la perspectiva y los conocimientos previos de todos los individuos.
  • Convicción en el impacto de “Aprender haciendo”.